5 ciudades y pueblos de West Midlands

Hemos querido hacer referencia a un período de nuestra vida no superior a un año, en el que nos vimos vinculados ya no tanto hermanados, a la hermosa (aunque no por eso menos dura) Inglaterra y, más concretamente al condado de WarwickShire.

Tuve la oportunidad de ir un año a trabajar a una conocida empresa de camiones situada en el pequeño pueblo de Warwick. Mi chica Claudia, aprovechando la ocasión, me visitaba siempre que podía.

Hemos decidido escribir este post haciendo una diferenciación entre los cinco grandes lugares que rodean el condado.

  1. Birmingham
  2. Warwick
  3. Coventry
  4. Leamington Spa
  5. Stratford upon Avon
TOP 5 LO PEOR
1. La tranquilidad de Warwick 1. El tiempo
2. Los desayunos 2. Lo caro que es todo
3. Las zonas verdes 3. La gastronomía en general
4. Los canales 4. Los atascos
5. Las rutas en bicicletas  5. La poca frecuencia de vuelos


1. Birmingham

Gran parte de los empleados de la que por aquel entonces era mi empresa vivían en Birmingham. Quizá por esta razón siempre la he considerado un poco ciudad dormitorio. Es conocida por ser la segunda capital más importante de Inglaterra y el lugar donde tuvo lugar el comienzo de la Revolución industrial. La gente del lugar la denominaba “Black Country” por el hecho de que a cierta hora de la tarde el cielo era totalmente negro a causa del humo de las chimeneas de las fábricas.

Para ser sincero es una ciudad que visité en escasas ocasiones porque, a pesar de tener coche, mi elección siempre era el tirar camino a Londres, a un pueblo llamado Southend-on-sea que se encuentra en la desembocadura del Támesis con el océano Atlántico, donde tenía un buen amigo.

De las pocas veces que visité Birmingham fue acompañado de mi amigo y compañero Barry, un local que me enseño su pasión por el futbol (Birmingham FC) y por la cerveza.

Es una ciudad reconstruida en su mayoría debido a los destrozos causados por la Segunda Guerra Mundial. Rodeada de edificios modernos, puedes disfrutar de una espumosa “pint” y de las típicas salchichas de cerdo con patatas.

Otra de las ocasiones que fui a Birmingham fue con todos los compañeros de mi trabajo. Visitamos las carreras de perros. Yo, si os digo la verdad, no gané nada, pero ni yo, ni nadie de los que me acompañaban, por lo que llegué a la conclusión de que era otra buena excusa para disfrutar de unas buenas cervezas.

Desde Warwick a Birmingham (Moor Street) podías ir en tren y costaba unos 7 pounds, tardando aproximadamente 35minutos.

Por otro lado, Birmingham era el aeropuerto más cercano a Warwick, pero los horarios y la frecuencia de los vuelos eran muy malos.

Vistas de Warwick desde el castillo

2. Warwick

A la hora de hablar de Warwick lo primero que me pasa por la mente es su pronunciación….

Solamente los ingleses o la gente como yo (extranjeros que hayan decidido pasar una temporada por aquellos lares) sabrán que su pronunciación es muy diferente a la manera en la que se escribe. Los nativos lo pronuncian “Warrick”.

Vistas desde el Castillo de Warwick
El castillo desde una de las ventanas de una torre
Castillo de Warwick

Dicho lo cual no me queda otra que empezar diciendo que Warwick es conocido principalmente por su monumental castillo del año 1068. Cabría decir que todo este pueblo emerge alrededor de este gran castillo. Tuve la gran suerte de conocerlo a la perfección y poder describirlo como un pueblo con historia, tranquilo y acogedor, muy alejado del caos de Londres.

Río Avon desde el castillo

El río Avon y sus canales recorren Warwick conectando con los pueblos de alrededor. Es una experiencia única el pasear en bicicleta por el río en el que podrás observar embarcaciones en las que mucha gente decide llevar un estilo de vida diferente. Estas barcas no tienen un casco demasiado profundo debido a la escasa profundidad de los canales.

Es muy curioso la extensión de estos canales, ya que puedes recorrer casi toda Inglaterra en una de estas embarcaciones (3.540 kilómetros navegables que tiene Inglaterra). De las cosas que más me llamó la atención es la forma que tienen de solventar los diferentes desniveles por medió de embalses o sistemas de elevación.

En el año 1694 hubo un gran incendio en Warwick en el que se destruyó gran parte de la aldea, aunque bien es cierto que aún se conservan a día de hoy un grupo de casitas muy estilo shakespearianas bordeando el castillo.

Interior de Thomas Oken Tea Rooms
Desayuno en la terraza de Thomas Oken Tea Rooms

Es muy recomendable probar un English breakfast en Thomas Oken Tea Rooms  (Increíble el Carrot Cake y el Victoria’s Sponge Cake, típico de la zona). Esta cafetería se encuentra situada en una de las salidas del castillo y no tiene desperdicio.

Casa de Ragley Hall

Una escapada que vale la pena desde Warwick es Ragley Hall, una casa señorial situada en Alcester donde aún vive gente donde habitó el marqués de Hertford. La casa es espectacular tanto por fuera como por dentro, pero la verdad es que por dentro impacta más por la belleza de su obras en las paredes.

Interior de Ragley Hall

Durante el recorrido por la casa te hacen una explicación de la historia de la increíble mansión. Es un buen sitio también para relajarse e incluso hacer un picnic en los jardines. La visita del interior dura una media hora máximo.

Vistas desde Ragley Hall

3. Coventry

Coventry es el centro neurálgico de Warwickshire. Parte de mis compañeros de trabajo vivían ahí y tenían que coger todos los días la “motorway” para desplazarse en coche y lo cierto es que se formaban unos atascos de escándalo. Una de las cosas más sorprendentes de Inglaterra es la cantidad de coches que hay en todo el país. Las carreteras, al ser la mayoría sin peajes, provocan una gran concentración de coches.

Cualquier papeleo que tengas que hacer a nivel de trabajo deberás desplazarte a Coventry. Por ejemplo, yo tuve que acudir a solicitar el National insurence number. En este pueblo-ciudad están todas las instituciones importantes de este condado.

En mi humilde opinión no es un sitio que recomiende para vivir ya que está lleno de pequeños comercios que le quitan gran parte del encanto de la zona.

Desayuno en la cafetería Shou Shou

4. Leamington Spa

Es el primer lugar en el que dormí cuando llegue con el coche desde España, por lo que guardo un buen recuerdo. Es curioso que esta zona se encuentra rodeada de campos de golf, lo que te deja entrever el poder adquisitivo de la gente del lugar. Como su nombre indica, también está lleno de spas, por lo que es un lugar ideal para relajarse, estar rodeado de verde y hacer deporte al aire libre. 

Las casas de este pueblo son muy nobles y se podría considerar como un lugar con una mezcla entre el encanto de Warwick y las necesarias tiendas y establecimientos de Coventry.

Una de nuestras cosas favoritas en Leamington Spa era desayunar en la cafetería Shou Shou, donde su simpático dueño nos servía los mejores huevos de granja de la zona y un Victoria Sponge cake para chuparse los dedos. También tienen una buena selección de tés.

Considero que Leamington es un lugar idóneo para vivir. Muchos de mis amigos vivían en este pueblo y era donde salíamos de fiesta.

Se encuentra pegado a Warwick en el mapa. Para trasladarme de un pueblo a otro utilizaba la bicicleta a través de los canales. Es uno de mis mejores recuerdos.  

Es muy divertida la fiesta nocturna y quien más y quien menos se ha encontrado de fiesta en algún pub de Leamington.

Para dormir en Leamington Spa os recomiendo el Angel Hotel, muy bien ubicado y las habitaciones y el restaurantes estaban muy bien también. Además tiene parking privado.

Casa donde nació Shakespeare 

5. Stratford upon Avon

Es sin duda uno de los pueblos con más encanto del lugar y conocido por todo el mundo como el pueblo donde nació, vivió y murió Shakespeare In love. Nosotros los visitamos en una mañana.

No tiene desperdicio, tanto por los canales que bordean el pueblo como por el ambientillo que le dan los músicos callejeros. Todo ello crea un halo de romanticismo digno del lugar que vio crecer a un grande entre los grandes.

Habitación de Shakespeare

Es típico visitar la casa donde se crió Shakespeare y terminar el recorrido en la tumba donde yacen sus restos, no sin antes exhalar un “Ser o no ser, esa es la cuestión”. Es un paseo agradable entre casa típicas inglesas que te trasladan a otros tiempos.

Tumba de Shakespeare

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s